¿Qué es Ágora Infantil?

Ágora Infantil es un programa de participación infantojuvenil en el ámbito local andaluz, dinamizado por la asociación Coglobal y respaldado por la Universidad de Málaga, la Universidad de Huelva, la Universidad de Cádiz y la Università degli studi di Palermo. Un instrumento que permite la participación de los más jóvenes en la construcción, uso o gestión de espacios públicos desde la mirada de la infancia y adolescencia de acuerdo con sus necesidades. El programa se configura de tal manera que las aulas sean espacio de decisión en el que los niños, niñas y adolescentes analizan su territorio, realizan propuestas, deliberan y construyen colectivamente una propuesta, pudiendo llegar hasta el Ayuntamiento para que la ponga en marcha. . Se trata de un programa que se implementa a propuesta del gobierno local y con la colaboración de los centros escolares.

¿Qué tipo de propuestas hacen?

A través del Ágora Infantil se llevan a cabo intervenciones de democracia directa municipal con niños, niñas y adolescentes de 10 a 14 años, que buscan implicarles en el ejercicio de la decisión sobre cuestiones que les afectan y son de su interés: programaciones de ocio y cultura, equipamientos de uso infantojuvenil, campañas de sensibilización sobre cuestiones ambientales, de convivencia, igualdad de genero, promoción de la identidad local, etc.

¿Cómo nace?

Andalucía ha sido escenario de un esfuerzo de innovación en democracia participativa por parte de numerosos gobiernos locales, convirtiéndose en un referente internacional. La apuesta por la presencia de la ciudadanía en la toma de decisiones en los municipios andaluces han generado un espacio de construcción de ciudadanía que busca exceder los propios procesos y favorecer el desarrollo de personas activas y comprometidas con su territorio. En este marco se propone Ágora Infantil.

¿Para qué nace?

En un mundo diseñado por y para adultos, la infancia está cada día más infantilizada. El proyecto nace para reforzar el papel que los niños, niñas y adolescentes tienen en nuestra sociedad, defendiendo que «los menores de edad tienen derecho a ser consultados sobre las situaciones que les afecten y a que sus opiniones sean tenidas en cuenta» (Convención Internacional de los Derechos del Niño, 1989). Para ello, abriremos un espacio en el que las personas más pequeñas expresen sus opiniones, identifiquen necesidades, aprendan a escuchar, ser solidarias, empáticas, comiencen a construir consensos y sepan tomar decisiones colectivas, respeten la diversidad cultural y comiencen a comprender el funcionamiento de la administración pública. Acción, aprendizaje, juego, diversión, no vergüenza para opinar, colaboración y ganas son los engranajes que ponen en marcha el Ágora Infantil.